Aplicá estos 5 consejos y reducí el presupuesto de tu boda

Aunque organizar una boda requiere de muchos gastos, en Mi día perfecto te compartimos unos tips muy útiles para gastar menos.shutterstock_133848644

¡Ahorrar en tu boda!, suena casi irreal ¿cierto? , sin embargo, si existen posibilidades de lograrlo, solo se requiere de MUCHA organización y determinación por parte de los novios pues, aunque sea difícil, es importante PRIORIZAR y enfocarse en los detalles y elementos que no deben faltar.

Si te interesa economizar…¡toma nota!

  1. Solicita muchas cotizaciones y presupuestos: Lo más importante es comparar los precios entre unos servicios y otros. Es de suma importancia formular previamente todas las preguntas que se te vengan a la mente para que no se te pase ningún detalle con los proveedores. Esta tarea puede requerir de mucho tiempo pero se verá reflejado en los gastos finales.

Algo que te puede funcionar para acortar un poco la búsqueda de los proveedores, es pedir recomendaciones a personas de confianza que hayan quedado satisfechas con el servicio y el precio; así podrás reducir bastante la lista.

  1. Define tu lista de invitados: y aférrate a ella. Este puede ser uno de los rubros más difíciles de cumplir pues usualmente, aunque al inicio la pareja imagina su lista de 50 invitados,  terminan invitando a 150. No obstante, si uno de los objetivos es ahorrar, es importante invitar a sólo aquellos que verdaderamente merecen estar en el día más importante de tu vida.

Piensen quiénes son esas afortunadas personas y creen una lista INCAMBIABLE.

  1. No te cases en temporada alta: pues de lo contrario los costos se dispararán. Esto significa días feriados o festivos como el día del amor y la amistad (14 de febrero), Navidad o fines de semana “largos”. Casarte en una época donde casi nadie lo haga te da la oportunidad de conseguir mejores paquetes y promociones especiales con tus proveedores.
  2. Apuesta por una boda en el día: puede ser una boda de mañana o un Brunch (breakfast(desayuno) + lunch(almuerzo)). Todos sabemos que las bodas en la noche son más extensas y ostentosas (mayor cantidad de comida, alcohol, vestuario, decoración, etc.) por lo que en una boda mañanera se podrán reducir los gastos notoriamente.

Para este tipo de bodas se pueden ofrecer frutas, tostadas, café, jugos y tés.

  1. Haz todo lo que puedas: Cada vez más está de moda todo lo DIY (Do it yourself) que significa “Hazlo tú misma” en español. Esto quiere decir que si te gusta ser creativa, puedes confeccionar ciertos detalles con tu personalidad propia y a bajo costo. Puedes hacer las invitaciones, los ramos para las damas, los recuerditos e inclusive parte de la decoración. Es cuestión de ser creativa y explorar ideas por internet o revistas nupciales. ¡Anímate!